Condromalacia rotuliana

La condromalacia rotuliana es un desgaste del cartílago. Se trata de un «reblandecimiento» del cartílago. La de grado cuatro, la más grave, es una úlcera condral. La de grado uno es una condromalacia. Siendo así, es normal sufrir condromalacia a edades avanzadas y no lo es tanto durante la juventud. Sin embargo, la práctica deportiva muy intensa está provocando casos a edades antes muy inhabituales.
Sufrimos Condromalacia rotuliana dado que el uso de la rodilla provoca desgaste. A mayor uso, mayor desgaste. Ahora bien, la ecuación no funciona llevada al extremo. Una persona absolutamente sedentaria también se expone al deterioro de sus cartílagos. Lo mejor para nuestras rodillas es una actividad deportiva moderada.
Además, hay que tener en cuenta que en la Condromalacia rotuliana el desgaste no se produce sólo por el ejercicio o el desgaste natural por su uso. El desgaste tiene mucho que ver con la disposición de la rótula o la articulación. «La rótula tiene tantas posiciones como personas.